Thursday, April 7, 2011

  Venezuela del siglo XIX


Tomado de:

http://www.elinformador.com.ve/noticias/opinion/columnas/8201venezuela-siglo/36628

Por Rodulfo Celis Vargas

José Antonio Páez, el héroe de la independencia y de su muy célebre maniobra del “vuelvan caras” en la Batalla de las Queseras del Medio, fue sin duda el principal jefe político y primer caudillo de Venezuela en sus albores como nación independiente.

En abril de 1831 se juramentó como Presidente. Con él se inicia la era del caudillismo en Venezuela, un fenómeno social y político surgido durante el siglo XIX, caracterizado por la aparición de líderes carismáticos cuya forma para llegar al Gobierno se fundamenta en el reconocimiento del liderazgo por parte de las multitudes, que depositan en “el caudillo” la expresión de los intereses del conjunto y la capacidad para resolver los problemas comunes.

El caudillismo fue un fenómeno político que caracterizó a casi todos los gobiernos durante ese siglo y hasta casi a mediados del siglo XX. Recordemos que Páez en 1835, delegó el poder en José María Vargas, quien abdicó en 1836, y su período fue terminado por Carlos Soublette. Páez, retoma el gobierno en 1838. Soublette fue nuevamente presidente en 1843, y en 1847 es elegido el General José Tadeo Monagas.

El General se aseguró de que su hermano José Gregorio Monagas fuese hecho presidente en 1851, quien proclamó la abolición de la esclavitud en 1854. José Tadeo volvió al poder en 1855, pero su régimen autoritario vio su fin en la Revolución de Marzo de 1858, comandada por Julián Castro.

Los decretos del nuevo gobierno crearon inestabilidad e hizo inminente el estallido de un conflicto armado conocido como la Guerra Federal. Los federalistas liberales obtuvieron importantes triunfos gracias a su líder Ezequiel Zamora, quien muere en San Carlos en extrañas circunstancias.

Le reemplazó Juan Crisóstomo Falcón. Guzmán Blanco, hijo de Antonio Leocadio Guzmán, tramó junto con su padre el retorno al poder de los liberales. En abril de 1870 tomó a Caracas. Una vez hecho presidente, implementó medidas tendientes a modernizar el país e instaurar el orden definitivo, dictó el Decreto de Instrucción Pública y Obligatoria e inició la transformación urbanística de Caracas.

Fue su política una promoción del culto a los héroes del pasado, especialmente a Simón Bolívar. Designó al bolívar como moneda nacional, y decretó el Gloria al Bravo Pueblo como himno nacional. Luego de cinco años, pasó en 1884 el mando a Joaquín Crespo.

A éste le siguieron sucesivamente el propio Antonio Guzmán Blanco, Hermógenes López, Juan Pablo Rojas Paúl, Raimundo Andueza Palacios y Guillermo Tell Pulido. En 1893, Joaquín Crespo obtiene nuevamente el poder. El saldo final del siglo XIX fue el caudillismo, la autocracia y la idealización del culto a los héroes.

Rodulfo Celis Vargas

Labels: ,

0 Comments:

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home