Monday, October 17, 2011

José Antonio Páez (Amores)

http://www.reflexionesrosetasher.com/2011/10/12/jose-antonio-paez-amores/
El General  José Antonio Páez 1828 por Robert Ker Porter Acuarela sobre Cartulina 0,51x 0,37

Tomado de:

Posted By RoseTasher
on October 12, 2011

En la vida del General Páez sin lugar a dudas dos mujeres en épocas distintas tuvieron gran influencia, Dominga Ortiz su esposa ( 1809 en la Iglesia de Canaguá), originaria del Estado Barinas y de familia distinguida, en plena lucha por la independencia esta mujer patriota “señora del jefe” (como le decían los lanceros de Páez) siguió a su hombre en algunas batallas y ya en su casa le daba ánimos a las familias violentadas de sus hogares por la crueldad de los realistas; en las haciendas organizaban fandangos, fiestas donde cada persona llevaba comida o bebida, casi siempre eran al aire libre en la llanura y sobre todo cuando los lanceros se iban para enfrentar el enemigo.

Salvó al general Páez del gobernador de Barinas y de varias emboscadas en la selva, le llevaba montada en su caballo alimento a los distintos escondites que ella sola conocía, el centauro dormía en una hamaca colgada de los árboles con la lanza sobre el pecho y las manos encima, le advertía si me llamas de noche hazlo por la espalda porque por el frente no respondo, así era Páez; en esa época Dominga era su único amor, por diez años fueron felices, tuvieron dos hijos Manuel Antonio y Rosario, con la pasión de la juventud.

En 1820 en Valencia (Estado Carabobo) conoce a Barbarita Nieves, se enamora, fue un flechazo, era una verdadera belleza, su esposa desaparece, regresa a Barinas donde se encarga de la educación de los hijos.

Barbarita Nieves comparte con el presidencias de la republica y su vida política, lo transforma en hombre culto y protegen entre los dos las bellas artes.

En su residencia La Viñeta en Caracas organizan veladas, conciertos, donde oligarcas y diplomáticos escuchan al Presidente y a Barbarita cantando, el barítono ella contralto, duetos reseñados en libros de la época.

Dos hijas tuvieron Ursula y Juanita apodadas por humoristas “Las Barbarini” heredan el talento musical de sus padres, en 1847 muere Barbarita, Páez la llora desconsoladamente “Se apagó mi buena estrella” solo el General Monagas se niega a darle el pésame y cuando Páez lo increpa le contesta Monagas ¿Acaso se ha muerto mi comadre Dominga?

Doña Dominga reaparece nuevamente cuando su vida pública se deshace, lo salva nuevamente de la prisión, y le será fiel hasta la muerte.

Tuvo varias aventuras amorosas, y con una dama colombiana de apellido Ricaurte la que lo acompaña a los Estados Unidos tiene un hijo Ramón Ricaurte que en el destierro lo ve morir, sus biógrafos concuerdan que las mujeres de su vida, tuvieron gran influencia en su destino.
Category:

Labels: , , ,

0 Comments:

Post a Comment

Subscribe to Post Comments [Atom]

Links to this post:

Create a Link

<< Home